domingo 20 de abril de 2014

De cara

El abuso pasa, esto empieza ya

José Miguélez (17-08-2012)
  • aumentar tamaño del texto
  • reducir tamaño del texto

Esto empieza ya. Antes que nunca, con muchas cosas todavía sin hacer y otras que no se harán, porque no abunda el dinero. Con menos fichajes de lo habitual y los más sonados aún por ejecutar. Con la tradicional batalla entre operadores televisivos para llenar de incertidumbre los días previos, unos horarios arbitrarios e intempestivos, las ilusiones renovadas en la mayoría de los casos y un equipo deshecho antes de comenzar, el Athletic. Ya está aquí la Liga 2012-13, llamada por algo la mejor del mundo.

Esto empieza ya. Y sin Guardiola, sin duda la mayor novedad, el argumento más significativo, el fenómeno a observar. El combate mayor será el de costumbre, no hay ganas ni medios para que no sea así. Madrid-Barcelona. Barcelona-Madrid. Lo demás son migajas, mediáticamente material de relleno. Los focos los llevarán encima Cristiano y Messi, Tito y Mou. El partido es nuevo y enigmático. Pep propuso e impuso estos años un estilo tanto en juego como en conducta que exigió a José remangarse y tirar de lo peor de su afamado repertorio. Hay curiosidad por ver si mantendrá el termostato tan alto sin Guardiola enfrente y también cómo se desenvuelve Vilanova en ese fango.

Esto empieza ya. Pero con cabreo. Ese punto de indignación que consiguen levantar la selección y sus jefes en su afán por hacer caja y dilapidar su imagen. En junio, cuando la Eurocopa, todo el fútbol es La Roja. Pero ahora mandan los clubes y los amistosos internacionales incordian. Más si se programan a capricho y descaro como éste de Puerto Rico. Los futbolistas viajaron, no jugaron, no estuvieron a la altura de sus galones. Pero se cansaron igual, menos Xavi, claro, que gozó de permiso. Y se amargaron igual por el viaje, menos Iker, claro, que no actuó pero salió el rato de rigor para que los minutos le contaran como un partido y su récord creciera. Y dejaron desiertos sus equipos en momentos clave de entrenamiento y algunos hasta se lastimaron, pero da igual, porque para Juanfran “la selección es lo más grande que hay y no importa volver un poco lesionado”. 

No hubo rival, ni escenario, ni siquiera buena retransmisión para proyectar la marca. Sólo hubo dinero para el bolsillo de Villar. Pero nadie dice nada. Ni clubes ni futbolistas protestan. Ni siquiera el público. Es el precio de la fama y el negocio. Y ese silencio cómplice, esa sumisión, perpetúa el abuso. Que volverá. Pero éste ya pasó, ya está olvidado. Esto empieza ya.

Autor

José Miguélez

Voy en dirección contraria por el periodismo deportivo desde finales de los ochenta. O antes, porque ya en el colegio miraba, sentía, preguntaba, discutía, provocaba y sospechaba. Y así seguí allá donde estuve: EFE, Ya, Onda Madrid, El País, Cope, Marca, Público, ABC Punto Radio, Sportyou… Huyo a la carrera de las posiciones de conveniencia y soy muy dado a pensar mal. Analizo comportamientos no la bandera de quien los tiene. Me quejo mucho y desconfío, sí, pero siempre (o eso intento) con honestidad, coherencia y de cara. Tengo un gusto concreto y mi propia subjetividad.

Suscripción RSS