Hemeroteca

<

noviembre 2014

LMXJVSD
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • RSS

Carlos Manso Chicote

Medios - 16.06.2012

Ketty Garat: "Rajoy y Rubalcaba son personajes muy blindados ante los medios de comunicación, que en ocasiones desprecian"

La corresponsal parlamentaria de Libertad Digital publica "Bajo las alfombras del Congreso: Cómo son los políticos cuando creen que nadie les ve", un viaje por los entresijos del parlamento y sus principales actores. Vozpópuli ha hablado con ella.

¿Cuál fue el personaje más importante de la XI Legislatura?

Depende de para qué. El personaje más folclórico fue José Bono, la “Prima Bonna” del Congreso, el que se mueve a sus anchas en ese papel de pompa y circunstancias, en la opereta parlamentaria. Si hablásemos desde el punto de vista político, diría que el personaje más relevante sería Soraya Sáenz de Santamaría, porque los americanos le daría el premio de 'Best improvement', el que más mejora en menos tiempo: Soraya llegó aquí siendo la novicia del parlamento, según Álvarez Cascos, y se fue como madre superiora. Es trabajadora, metódica, prusiana y mucho más dura de lo que aparenta. Admiro su forma de trabajar.

A la “Prima Bonna” de la pasada legislatura en el Congreso le dedicas muchas páginas en el libro…

Sobre todo, al principio. El objetivo de este libro es mejorar el sistema y desmitificar la política. Hay muchas cosas imperfectas, que llaman a la indignación del ciudadano. Creo que la política sí sirve para cambiar las cosas, y este libro está escrito para reírse y, en ocasiones, para llorar. José Bono nos ha dejado momentos estelares de todo tipo, como el día en que se le quemó su ordenador.También descubrimos que el puesto de presidente de la Cámara tiene múltiples usos: ser árbitro entre gobierno y oposición; el de salir al campo y meter gol a los tuyos y a los contrarios. O también tiene la utilidad de emplear la sede del parlamento, como el segundo cuartel general del Partido Socialista.

Cuentas que en su último año como presidente del Congreso, por fin, fuiste a su pueblo, a Salobre (Albacete):

Fui porque me invitó, algo que los tres años anteriores no hizo. Tampoco fue así con las comidas que celebraba aquí con todos los periodistas acreditados en la Cámara, ya que era la única que estaba vetada en ellas. A todo lo que me invitó fui; a los desayunos APP – Asociación de Periodistas Parlamentarios- de la que soy miembro también; pero a las comidas sólo me invitó a dos: la de despedida y otra al final de legislatura, aunque a todas las demás no pude acudir. Eso me conllevó varios enfados con su jefe de prensa y el director de comunicación del Congreso, que no tenía nada que ver.

Garat asegura que el ex presidente del Congreso de los Diputados "nos ha dejado momentos estelares de todo tipo, como el día en que se le quemó su ordenador".

Nada que ver con su sucesor en la Carrera de San Jerónimo, el ex ministro popular Jesús Posada... 

Como un huevo a una castaña. Es decir, no se parecen absolutamente en nada. Posada tiene muchas cosas buenas: siempre se para ante los medios de comunicación y responde, es lo contrario a un escapista a lo Houdini. Alguien que no se quiere llevar un titular, una persona moderada que tiende la mano a todos los grupos de la oposición y que interpreta su papel de mediador. Un presidente del Congreso es un mediador, una representación del Estado español.

"Houdini" Rajoy y el tono presidencial de Soraya

¿Cómo ves a Soraya Sáenz de Santamaría en su papel de vicepresidenta?

Dentro de que lleva poco tiempo, a Soraya se le nota el tono presidencial. Se ha vuelto mucho menos cercana, afable, menos simpática con los periodistas. Pero es normal, porque es la vicepresidenta, la número dos de un Ejecutivo que debe de capear la crisis. Es verdad, que se le ha notado un síndrome de la Moncloa más propio de los presidentes del Gobierno que no se suele transmitir a un número dos.

 Uno de los mitos más extendidos es el del escapismo de Rajoy…

Y el de Rubalcaba, de los dos. Ambos tienen muchísimas cosas en común, no sólo porque sean merengues, del Real Madrid, y adictos a Teledeporte; sino porque ambos son personajes muy blindados ante los medios de comunicación, que en ocasiones desprecian. Consideran que su actividad política está por encima de la labor de comunicación, que tienen que ejercer ante los periodistas. Son escapistas a lo Houdini: son más rápidos que nadie, ya que de repente hacen Zas! Y como la canción desaparecen de tu lado. Así que por mucho que corramos los periodistas, cuando llegamos y  les preguntas no hay un corte, ni declaración, ni respuesta a la pregunta que planteamos.

¿Y se llevan tan mal Rajoy y Rubalcaba como aparentan en las sesiones de control y los debates más importantes?

Me lo han preguntado mucho y creo que lo que es un mito es lo contrario: que se llevan muy bien entre bambalinas, y muy mal delante de los focos. En esta “Casa” – como la llaman aquí- se cuecen habas y hay casos de amistad sincera entre diputados de PP y PSOE, que llevan juntos más de 20 años. Hay casos de relaciones muy sinceras de CiU con el PP y el PSOE en muchos casos. Rubalcaba como Rajoy no se llevan tan mal como parece: Tienen un relación cordial, lo que pasa es que cada uno tienen que vender su discurso en el teatro de la política. El sistema está configurado para que se odien, y siempre haya confrontación de ideas entre dos modelos que se parecen mucho.

Las interioridades del Congreso

Prefiere caracterizar a la Cámara Baja como un “mercadillo de fruta y verdura”, antes que como un “mercado persa”, ¿tanto le han escandalizado las negociaciones presupuestarias de los diputados?

Absolutamente. Lo que hemos visto no es que da igual lo que voto, sino que miembros de grupos como Partido Nacionalista Vasco, Coalición Canaria, BNG o CiU criticar desde la tribuna que los presupuestos son nefastos para la salida de la crisis, y luego votar a favor. Creo que es una falta de miras, que parece que en los partidos nacionalistas se ha demostrado como algo habitual. Lo de mercado persa es un mito, porque tiene unas condiciones de elegancia que adorna una negociación dura, que no se da en este mercadillo en el que se negocia el precio del voto como el de los melones o las bragas.

¿Cómo es la relación entre periodistas y políticos?

Dice Victoria Prego en el prólogo de mi libro, que es como el "amor apache" y tiene toda la razón; porque los periodistas somos testigos incómodos de sus meteduras de pata, de sus aciertos y errores. Pero siempre hay que establecer una gorda línea roja que separa el discurso político del sagrado deber de la información, que es precisamente lo que nos hace no ser parte de un sistema político, sino ejercer de mediadores con la ciudadanía: En el momento en el que el periodista se aleja de las inquietudes o preguntas que haría mi abuela, mi madre o mis hermanos deja de serlo y pasa a ser otra cosa.

Las minorías

¿Qué le parecen los portavoces parlamentarios de Convergencia i Unió, Durán i Lleida y de los nacionalistas vascos, Josu Erkoreka?

Durán tiene fama de ser un estadista y un hombre de Estado, para mí es el portavoz de un grupo que siempre ha intentado ejercer de muleta del gobierno, de socio preferente. Lo veo igual que Josu Erkoreka (PNV) en ese sentido, pero el portavoz peneuvista es brillante en la oratoria,  y el trato con los periodistas. Es brillante, ahora ambos van a lo que van a llenar el pen drive presupuestario con millones para sus comunidades autónomas.

La corresponsal parlamentaria de EsRadio y Libertad Digital considera que en el Congreso "se negocia el precio del voto como el de los melones o las bragas" 

¿Y Rosa Díez (UPyD)?

Tengo que confesar que a Rosa Díez la admiraba mucho al principio de la anterior legislatura, porque levantó banderas que nadie se atrevía a levantar y usaba un discurso que nadie ase atrevía a usar por su convicción y fortaleza. Luego con el tiempo me he dado cuenta que tiene un discurso, como dicen por aquí, oportunista y demagógico. A veces piensa más en el cortoplacismo de sacar un titular y te lo dice alguien que en alguna ocasión ha votado a Rosa Díez.

Próxima estación: La Moncloa

El otro gran teatro de "Bajo las alfombras..." es la residencia del Presidente del Gobierno, ¿hay diferencias entre la Moncloa del PP y la del PSOE?

Soraya Sáenz de Santamaría es una mujer muy inteligente y muy lista, y sabe que ya no debe censurar nunca a un medio de comunicación, pero también conoce cuándo le debe dar la palabra a un medio u otro. Sáenz de Santamaría nunca sería capaz de vetar a un medio durante tres meses en la Moncloa como hizo De la Vega con nosotros. Tenía la percepción de que en el gobierno socialista eran muy sectarios, pero me doy cuanta de que el sectarismo forma parte del sistema. Creo que la culpa de esto es de los periodistas, si hubiéramos dignificado más nuestra profesión y cada vez que viéramos sectarismo por parte del gobierno, lo denunciáramos, habría más libertad de prensa.  

¿Qué momentos destacaría de la última legislatura de Zapatero?

La última reforma constitucional cuando veíamos alucinados el hemiciclo a través de las pantallas cómo Rajoy y Salgado conversaban juntos de pie en la zona de taquígrafos; Soraya y José Antonio Alonso – entonces portavoz  parlamentario del PSOE- se pasaban papeles o Rubalcaba y Zapatero se llamaban y colgaban por teléfono desde sus escaños porque habían estado peleándose hasta las tres de la mañana.  Fue un momento en el que vimos que la legislatura estuvo a punto de caer junto al de la aprobación del decreto de ajuste en mayo de 2010. Una medida impuesta por Bruselas y en la que Zapatero se enmendó a si mismo.

¿En qué ha cambiado Ketty Garat durante estos últimos cuatro años en el Congreso de los Diputados?

Me he moderado mucho. En política es importante relativizar, no en los principios ni en los fundamentos ideológicos; pero sí en los mitos que se proyectan ante la ciudadanía y ante las imágenes que tenemos de unos y otros, que son falsas. El Congreso de los Diputados es un teatro como todo en la vida, en el que lo importante está en el backstage – entre bambalinas-  y este libro pretende abrirlo: la política es necesaria para la mayor parte de las cosas, y tiene muchos aspectos malos que habrá que cambiar, y espero que cambien con el tiempo. Confío en estar aquí para que ocurra, y poder contárselo.

Top 3 Comentarios más votados

  • #1 Metesaca

    Entiendo que las actuales circunstancias llevan a concentrarse en la ingente...