domingo 21 de septiembre de 2014

La bolsa española baja el 0,7% a la espera de las medidas de la Reserva Federal

La recogida de beneficios, el retroceso de los grandes valores y del sector financiero han causado hoy una bajada del 0,7% a la bolsa española, que ha mantenido el nivel de 7.900 puntos.

Mercados | 13-09-2012

  • aumentar tamaño del texto
  • reducir tamaño del texto

La recogida de beneficios, el retroceso de los grandes valores y del sector financiero han causado hoy una bajada del 0,7% a la bolsa española, que ha mantenido el nivel de 7.900 puntos mientras aguarda a que la Reserva Federal anuncie esta tarde si adopta o no medidas de estímulo monetario.

La prima de riesgo subía de 401 a 407 puntos básicos, en tanto que el principal índice del mercado nacional, el IBEX 35, bajó 56,20 puntos, equivalentes al 0,7%, hasta 7.935,90 puntos. Las pérdidas anuales crecen hasta el 7,36 por ciento. En Europa, con el euro en 1,29 dólares, solo subió Londres, el 0,65%, en tanto que París cayó el 1,18%; Milán, el 1,07%; el índice Euro Stoxx 50, el 0,84%, y Fráncfort, el 0,45%.

La bolsa española empezó la jornada con pérdidas moderadas que le situaban alrededor de 7.950 puntos y que estaban condicionadas por la recogida de beneficios y el retroceso de algunas plazas europeas. El presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas, pedía un estado para la comunidad autónoma y la bolsa española bajaba hasta 7.900 puntos, con un descenso del 1%.

A pesar del informe mensual del Banco Central Europeo, que auguraba que la deuda de España puede aumentar hasta representar el 99% del PIB en 2015 si la economía crece menos de lo previsto, la bolsa descansaba sobre la cota de 7.900 puntos. La prima de riesgo se situaba en 410 puntos básicos.

El éxito de la subasta de deuda italiana a tres años o la rebaja de las previsiones de crecimiento del PIB alemán para este y el próximo año por el instituto de investigación alemán de Kiel IFW no alteraban la evolución de la deuda. Tampoco aportaron mucho movimiento las estadísticas estadounidenses, el alza del 1,7% de los precios de producción en agosto, en tanto que las peticiones semanales de subsidios de desempleo crecieron de 367.000 a 382.000.

El mercado nacional incrementaba sus pérdidas y descendía de 7.900 puntos antes de la apertura de Wall Street por los rumores de que Grecia iba a pedir otro rescate, cuestión que fue desmentida por el portavoz del Fondo Monetario Internacional (FMI), Gerry Rice.

Presupuesto común en la zona euro

Por su parte, el presidente del Consejo Europeo, Herman van Rompuy, indicaba que propondrá la posibilidad de que la zona euro elabore un presupuesto común.

Al final de la jornada, mientras los inversores esperaban a la reunión de la Reserva Federal y a la rueda de prensa posterior de su presidente, Ben Bernanke, la bolsa reducía su caída. De los grandes valores solo subió Inditex, el 0,57%, mientras que Banco Santander bajó el 1,84%; BBVA, el 1,79%; Telefónica, el 0,92%; Iberdrola, el 0,66%, y Repsol, el 0,38%.

Mapfre encabezó las pérdidas del IBEX con un descenso del 3,4%, en tanto que Acciona cayó el 2,69%; Abengoa, el 2,03%, seguido por el Banco Santander y Acerinox, con un descenso del 1,8%. La mayor subida del IBEX correspondió a Mediaset, que ganó el 2,92%; Abertis, el 2,84%; Grifols, el 2,7%; Gamesa, que consiguió un contrato en Brasil, el 2,39%, y Ferrovial, el 2,29%.

En el mercado continuo destacaron las bajadas de Urbas, el 11,76%, y EADS, el 11,35%, tras conocerse que estudia fusionarse con la británica BAE, en tanto que La Seda de Barcelona lideró las ganancias al subir el 24,15%. El efectivo negociado en el mercado continuo descendió a 1.516 millones, de los que algo más de 400 correspondieron a operaciones efectuadas por inversores institucionales.